[ Borrador ]

En la última entrada de mi blog Re(paso) de lengua reflexionaba sobre el futuro de los centros docentes. Apuntaba la posibilidad de que los centros públicos permitiesen la incorporación de empresas privadas en régimen de concesión para prestar determinados servicios, como clases de refuerzo, actividades extraescolares, guardería, etc.
¿Qué os parece esa idea? ¿Sería mejor apostar por que esos servicios también fuesen públicos?
Se admite discusión.

Visitas: 306

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Internet en el Aula para añadir comentarios!

Participar en Internet en el Aula

Comentario por Toni Solano septiembre 14, 2008 a las 10:51pm
Por ideología y por aspectos que me parecen lógicos, prefiero que existan servicios públicos nunca privatizables, como la sanidad, la educación, el transporte público, etc. Sin embargo, estamos hablando de servicios complementarios, que serían para uso de quien lo necesita por cuestiones diversas. No creo que llevar al niño a clases de piano deba ser una cuestión pública; la formación básica, sí.
Por otro lado, he podido comprobar que tanto en la empresa pública como en la privada hay buenos y malos profesionales, lo que nunca garantiza de por sí una mejor calidad de lo público, al menos si, como ya había apuntado, se establecen unos estándares que todos deben cumplir.
En cuanto a las arcas del Estado, habría que racionalizar los gastos, pues se está tirando dinero en muchos asuntos. Sin salir de la educación pública, muchas plazas de profesores de refuerzo podrían ser más útiles si fuesen a parar a asistentes sociales. Pero mejor no doy ideas...
Comentario por Antonio Tux septiembre 14, 2008 a las 7:01pm
¿Puedo elegir?

El corazón me dice que lo prefiero público y gratuito; pero la cabeza o las circunstancias muchas veces mandan más que el corazón. No es la primera vez que muchos de nosotros nos vemos impulsados o forzados (por incompatibilidad de horarios, falta de plazas, inexistencia en lo público y demás circunstancias personales) a recurrir a lo privado (escuelas de natación, guarderías privadas, academias, escuelas específicas...).

Supongo que a quien hay que preguntárselo es a las arcas del Estado.
Comentario por daniel septiembre 14, 2008 a las 5:03pm
Personalmente creo mas en lo público y cercano a la escuela. Pero es cierto que dentro de lo privado hay algunas empresas que realmente funcionan bien. Por ejemplo en las actividades extraescolares hay muchas empresas privadas que en el tema deporte estan muy bien preparadas y tienen un amplio repertorio para ofrecer. Si que es verdad que soy de los que cree que si tu puedes hacerlo no dejes que te lo hagan. Ahora, repito en casos puntuales porque no hacerlo. También soy partidario de ofrecer trabajo a gente que estudia magisterio de diferentes especialidades, y son gente muy valida y con muchas ganas de hacer algo relacionado con lo que estudian. El problema de hacerlo es que no te lo reconocen en ninguna parte y esas actividades tienen la visión de "dejar al niño/a un rato mas en la escuela para ir a buscarlo mas tarde, o lo que es lo mismo aparcaniños".
Comentario por Pilar Soro septiembre 14, 2008 a las 3:26pm
Lo veo bien,en julio y agosto se podrian hacer varias actividades,no importa si público o privado,si es de calidad y se benefician las niñas, niños y famílias
Comentario por Yolajb EducaRueca septiembre 14, 2008 a las 2:10am
Mira Toni, yo esto de la Sanidad y la Educación gestionados como negocio por empresas privadas no termino de verlo.

Curiosamente evaluando el uso que se daba a los dineros del Plan Proa (El Plan PROA ofrece recursos a los centros educativos para contribuir a debilitar los factores generadores de la desigualdad y garantizar la atención a los colectivos más vulnerables para mejorar su formación y prevenir los riesgos de exclusión social...) oía a unos docentes comentar lo que se hacía en su centro. Una empresa privada gestionaba el apoyo a "deberes en el centro" después de la jornada lectiva. Se contrata a jóvenes, en muchos casos sin experiencia, por unos 8 euros la hora. La única formación que reciben de la empresa es la consigna de no perder alumnado. Pase lo que pase tienen que mantener el nivel de matrícula ya que la empresa cobrará por número de alumnado atendido.

Ante la precariedad del sueldo la permanencia en el puesto es muy poco estable. Se cambia con frecuencia de personal lo que dificulta el conocimiento y el seguimiento de estos chicos y chicas.

Vamos que son empresa y que lo que les interesa, por encima de la educación, es que el negocio se mantenga o crezca.

Todos los días, antes de llegar a mi centro paso frente a otro concertado de "reconocidísimo" prestigio. Allí no llegan a nuestro 60 % de niños y niñas nacidos en otros países ni a su décima parte. Allí la "integración" no existe. El fracaso escolar se soluciona con la expulsión. Las cuantía (40 o 50 euros) de10 mensualidades voluntarias desanima a los bolsillos más débiles. Hacen que parezca lógico que haya que pagar por la orientación, por la evaluación, por las fotocopias, etc., etc..

Ni uno sólo de sus profes ha participado o participa (creo) en los debates de Internet en el Aula. Y mira que es grande, grande, grande. Llevo tiempo haciendo un seguimiento intensivo y no logro entrar en contacto con alguien para pasarle una serie de dudas que tengo.
Comentario por joan sentis septiembre 12, 2008 a las 7:32pm
los sindicaros te van a comerrrrrrrrr
ñam ñam

sí yo estoy de acuerdo, por qué no?

2021   Creado por Red Social INTEF.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio